lunes, 1 de noviembre de 2010

Conectores lógicos

Los conectores lógicos son palabras o expresiones que marcan la relación entre ideas. Se suelen situar al principio o cerca del inicio de la oración para indicar su relación lógica con la anterior. Sirven para indicar diferentes tipos de relación entre las oraciones que integran el párrafo y para pasar de un párrafo a otro, por ello han de seleccionarse cuidadosamente.

En español hay gran variedad de conectores lógicos que varían según el tipo de relación que se pretende marcar entre las oraciones. Los principales son los siguientes:



Tipo de relación


1. Enlazar ideas similares o añadir una nueva idea:

Otra vez

De nuevo

También

Y

Igualmente

Además

Por otra parte

De la misma forma

Al lado de

De igual importancia

Asimismo


2. Limitar o contradecir una idea:
Aunque

Pero

A la inversa

Recíprocamente

A pesar de

No obstante

Al contrario

Por otra parte

De otra manera

Hasta ahora

Sino

Sino (que)


3. Indicar tiempo o lugar:
Sobre

A través de

Después

Antes

Alrededor de

A la vez

Por encima de

Eventualmente

Por ultimo

En primer lugar

Entre tanto

Ahora

Después de esto

Al principio

Finalmente

Entonces


4. Señalar las relaciones Causa – Efecto:
Por tanto

Por lo tanto

Por lo que

Porque

Pues

Por consiguiente

Luego

Tanto… que

Con que

Así que


5. Marcar un ejemplo, resumen o conclusión:
Por ejemplo

De hecho

En otras palabras

Esto es

Es decir

En conclusión

En resumen

En general

En suma

Así

De este modo

Para concluir

O sea

Mejor dicho


6. Marcar la similitud o el contraste:
De la misma forma

De la misma manera

De forma similar

De igual forma

Como

Por el contrario

Por otra parte

A pesar de

Después de todo

En cambio

Al contrario

Sin embargo


>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>><<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<

ALGUNOS EJEMPLOS



Las oraciones que conforman un párrafo deben estar relacionadas entre sí; de este modo se logra unidad, claridad y coherencia. Esta operación sólo es posible cuando el texto ha sido bien planificado.

Podemos lograr esta conexión de la que hablamos de diferentes formas, entre las cuales proponemos las siguientes:



1. Usando un pronombre que haga referencia a un elemento anterior del texto ( oración o párrafo anterior). Por ejemplo: "La vida de Garibaldi fue muy aventurera. Él dedicó todas sus energías a la causa de la libertad.



2. Repitiendo una palabra clave que se refiere al elemento central (tema central) del discurso. Por ejemplo; "El libro de Italo Calvio nos presenta...Este libro es importante porque..."



3. Usando una expresión que sintetice la idea expresada en la frase o párrafo precedente del cual se parte. Por ejemplo: "La acción de los soldados tendía a alcanzar y destruir el puente por el que debía pasar el ejército enemigo durante la retirada. La destrucción del puente causó graves daños..."



4. Usando las expresiones de transición: “además”, “en efecto”, “si bien” ...



Las conexiones tienen que responder a la relación lógica entre dos partes de un texto. Por ejemplo: "Jorge no está bien en la universidad; sin embargo, en la prueba de ciencias ha tenido un suspenso." En este ejemplo se ha usado una conexión que indica contraste (como sin embargo, pero, aunque) cuando en realidad la relación entre ambas proposiciones es de reafirmación (∫en efecto) o de ejemplificación (por ejemplo)



En todo tipo de texto: novela, ensayo, cuento etc., se dan con mayor o menor ocurrencia en las cuatro prosas de base; además los métodos de desarrollo de un párrafo aparecen combinados , no importa el tipo de párrafo de que se trate.


Recurso:
http://bc.inter.edu/facultad/gdoblado/
http://bc.inter.edu/facultad/gdoblado/Redaccion/Conectores.htm